¿Quién no ha lidiado alguna vez con la conocida «depresión posvacacional»? No es de extrañar que exista. Durante las vacaciones damos una pausa a la rutina, podemos descansar más horas, visitamos sitios diferentes, programamos cosas que nos gustan, nos encontramos con seres queridos… ¡Pero la vuelta de vacaciones no solo tiene aspectos negativos! De hecho puede ser la ocasión idónea para redefinir tus rutinas o planificar el tiempo de forma productiva durante o después del trabajo. Para que el regreso a la monotonía no se haga cuesta arriba, te damos algunos consejos para que te mentalices de la mejor forma y recomiences de buena manera la etapa final del año.

 

1 – Reajusta tus horarios 

El descanso adecuado no solo debe ser cosa de las vacaciones. Reajusta tu horario a los hábitos cotidianos para evitar el cansancio.

 

 

 

2 – Crea una rutina que disfrutes a la vuelta de vacaciones

Un desayuno completo, una ducha a primera hora, escuchar música de camino al trabajo o ir en bicicleta para evitar el tráfico… Redefine una rutina que te guste de verdad y comprobarás que tu dinámica diaria puede mejorar mucho más de lo que piensas.

 

3 – Defina tareas y prioridades

Dejaste cosas por hacer y han surgido otras nuevas de las que tratar, tanto a nivel personal como profesional. Cuando vuelvas de vacaciones, haz una lista y comienza a tachar las cosas pendientes a medida que las vayas solucionando. No olvides establecer prioridades según la urgencia.

 

 

 4 – La vuelta de vacaciones: aprovecha tu tiempo libre

Vuelve la rutina, pero continúas teniendo algún tiempo libre. Que se acaben las vacaciones no significa el fin de la vida social o de la desconexión, y la agenda no solo es cosa del trabajo, así que ¡organízate para divertirte!

 

 

5 – Integra hábitos saludables

Si se insiste tanto es porque marca la diferencia. Algo de ejercicio y una comida equilibrada ayudan a sentirse bien en el día a día.

 

 

6 – Plantea algunos cambios a la vuelta de vacaciones

Volver al trabajo significa, obviamente, volver a algunas rutinas. No obstante, tener la sensación de que nada cambia puede crear frustración. Si llevas tiempo queriendo probar algo nuevo, no lo retrases más porque esta es la mejor altura.

 

 

7 – Organiza y renueva tus espacio

Deshazte de lo que sobra, reorganiza tus pertenencias y dale otro aire a tu espacio, aunque sea con pequeñas alteraciones.

 

 

8 – La vuelta de vacaciones significa marcar nuevos objetivos

Hayas cumplido o no los objetivos que marcaste, haz un repaso de ellos y vuelve a definir nuevas metas que te llenen de motivación.

 

 

Servicios que pueden ayudar a la vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones

 

vuelta de vacaciones

vuelta de vacaciones