Cuánto cuesta un servicio de duchas-de-exterior en Zaask 180€ - 1800€

Precios basados en la media nacional

El precio medio de instalación de una ducha de exterior es de 600 €. No obstante, esta cantidad puede variar desde un mínimo de 180 € y un máximo de 1.800 €.

Las duchas exteriores suelen ser utilizadas como complemento de piscinas. No obstante, también pueden ser localizadas en jardines o terrazas, con el objetivo de refrescar, especialmente en zonas calurosas. El conjunto suele componerse de ducha y plato de ducha, y puede disponerse al exterior o inserto en algún cubículo o mampara fabricados ex profeso. 

Elementos básicos y materiales

Las duchas de exterior contienen, de forma general, alcachofa o rociador, flexo o cuerpo y plato. Su disposición determinará la necesidad de los tres elementos, pudiendo quedar el cuerpo dentro del muro y utilizarse un sumidero general en lugar de plato, según el caso.   

Para cada elemento existen variedad de calidades y su precio va a depender, entre otras cosas, de la nobleza de los materiales utilizados. Acero inoxidable, plástico reforzado, latón, aluminio, bronce, acabados cromados, imitación de madera o bambú son algunas de las posibilidades más demandadas. Las placas o platos de ducha pueden ser de obra o venir prefabricados en hormigón, fibra de vidrio, resina, gres, etc. 

Diseño y tipos

Igualmente, existen diversos modelos de duchas de exterior y su precio va a depender fundamentalmente del modelo y diseño escogidos: de pie o pared, con uno o varios puntos de salida de agua, con mayor o menor número de accesorios y con un diseño estético más o menos común. 

El rociador puede ser fijo, orientable, en forma de arco rociador, antivandálico (difícil de desmontar) o de tipo teléfono (más manejable, utilizado con mayor asiduidad en duchas de interior). De otro lado, la apertura y cierre puede venir instalada con llave o temporalizada, con pulsador. 

La selección de un diseño de ducha menos convencional, con líneas más innovadoras o elegantes y marcas más o menos destacadas, va a repercutir en su precio. 

Condiciones preexistentes

Es posible que se trate de una sustitución de una ducha anterior, con lo cual se tendrá en cuenta los elementos a remover y la preparación del terreno. Cuando se trata de una nueva instalación habrá que prestar atención a la necesidad de un desagüe y a la posición de la ducha con respecto a zonas soleadas o con sombra, pues va a determinar en buena medida la temperatura del agua de la misma. 

Otro aspecto a considerar es la procedencia del agua, ya que esta puede canalizarse desde depósitos, pozos o tuberías de agua corriente. También existe la posibilidad de que la ducha se conecte a un grifo por medio de una manguera. 

En cualquier caso, el coste mayor o menor en la instalación va a depender de las condiciones preexistentes y la envergadura de la obra, que podrá requerir un permiso al consistorio local, según el caso. 

Complementos

Podemos complementar la ducha con algunos accesorios que van a ofrecer comodidad al usuario, tales como lavapiés, bancos, mamparas o caminos de acceso a la ducha. 

Existen gran variedad de duchas que traen incorporado uno o varios lavapiés, por lo que elegir un modelo que lo traiga ya incorporado será más económico que instalarlo de forma independiente. 

En lo que respecta al acceso, cuando la piscina viene precedida de un espacio cubierto por arena, gravilla o césped, puede ser de utilidad instalar un camino de madera, losas u otro material antideslizante que resulte más agradable. Las mamparas caladas y los bancos, por su parte, pueden ofrecer cierta intimidad y comodidad.

Contratación

La contratación del servicio atiende, de una parte, a los gastos por mano de obra y, de otra, a los materiales utilizados, incluyendo la propia ducha y complementos a instalar. El fontanero o fontanera, dependiendo del servicio que desempeñe, podrá asesorar en la adquisición de estos materiales si son comprados de forma independiente, u ocuparse de su provisión en el caso de un servicio integral, para lo cual podrá valerse de uno o varios catálogos.    

Mantenimiento

Aunque las duchas exteriores tienen la ventaja de haber sido diseñadas para permanecer a la intemperie, suelen necesitar de revisiones con el fin de evitar atascos, tratar desgastes en los materiales, etc. Dependiendo del uso, la necesidad de este mantenimiento va a resultar más o menos puntual y su frecuencia va a verse reflejado en un coste más o menos elevado de las revisiones.

¿Buscas duchas-de-exterior para tu próximo proyecto?
Ahora que tienes una idea de los precios, ¡vamos a encontrar profesionales cerca de ti!

¿Cómo sabemos estos precios?
Todos los años, miles de personas buscan profesionales en Zaask para sus proyectos. Monitorizamos los presupuestos de los profesionales y compartimos esa información contigo.
25k Proyectos mensuales
+400k Presupuestos presentados
15k Profesionales que han dado presupuestos