Cuánto cuesta un servicio de contabilidad en Zaask 50€ - 350€

Precios basados en la media nacional

Los servicios de contabilidad pueden ser requeridos a título personal o por empresas, pertenezcan estas a una o más personas propietarias, e independientemente de que tengan o no empleados y empleadas y de cómo estén constituidas, es decir, si se trata de una sociedad civil, de una comunidad de bienes, de una sociedad limitada, anónima o cooperativa.

Del mismo modo, en términos sectoriales, los y las contabilistas pueden trabajar para casi cualquier sector: salud, ventas y marketing, tecnología, educación, industria, servicios financieros, de ventas al por menor o bienes de consumo, inmobiliarias, construcción u organizaciones sin fines de lucro, entre otros.

Por lo general, los y las profesionales de contabilidad realizan tareas como la elaboración de asientos contables, la preparación de declaraciones fiscales o la administración de cuentas, por citar algunos ejemplos. Este tipo de servicios pueden ser contratados como trabajos puntuales, en cuyo caso los y las contabilistas realizarán sus actividades de forma autónoma y probablemente presupuesten según las características de la intervención, o pueden ser trabajos continuados, ya sea a tiempo parcial o completo. En el primer caso, también es probable que presten servicios como autónomos y autónomas, pero si el contrato es a tiempo completo en una empresa seguramente trabajen en relación de dependencia. Lo usual es que esto sea necesario solo en empresas muy grandes, mientras que a las empresas medianas o pequeñas les resulta más conveniente contratar los servicios contables mensualmente o para la realización de tareas específicas.

El precio mensual de un servicio de contabilidad es, en promedio, de 95 €, aunque es muy probable que esta cifra oscile entre los 50 € y los 350 € según las circunstancias particulares. Son varios los aspectos que afectan al coste de los servicios contables, como el tipo de gestión que se tenga que realizar, el tamaño de la empresa, la cantidad de horas de trabajo requeridas, si se trata de un proyecto puntual o con continuidad, o la trayectoria y formación de los o las profesionales en cuestión.

Fijar la tarifa

Tanto profesionales como empresas del área contable pueden tener diferentes modalidades para fijar sus honorarios. Una de las formas habituales es establecer una tarifa por hora de trabajo, calcular el tiempo necesario para realizar cada proyecto y presentar un presupuesto acorde a ese resultado. Para que puedas hacerte una idea, una hora de trabajo contable tiene usualmente un valor entre 50 y 75 €, aproximadamente, aunque según el caso y complejidad del trabajo puede llegar a tarifarse en 150 €/h.

Si bien siempre es posible que se utilice esta modalidad, es más habitual que se cobren por hora trabajos complejos, que impliquen un estudio de situación y un posterior análisis o proyecto a futuro. Por lo tanto, es más probable que se presupueste por hora, por ejemplo, un análisis financiero personalizado, las planificaciones de proyectos de negocios o la asesoría en finanzas en general.

No obstante, muchos y muchas contabilistas son contratados para trabajar de forma continua para una empresa, lo cual implica que se encarguen de algunas tareas administrativas, de la elaboración de los asientos contables, la presentación de las cuentas anuales, las altas, las bajas y las renovaciones de contratos, así como de los trabajos de constitución y de cierre de las sociedades, entre otras cosas.

Esta opción es la más recomendada, tanto para empresas como para personas autónomas, porque facilita el seguimiento económico de la actividad profesional, en ocasiones a través de informes periódicos que permiten el monitoreo constante y directo de las finanzas. Además, en estos casos es más factible utilizar un software de contabilidad, que una vez instalado pueden utilizar todos los trabajadores y trabajadoras de la empresa. Esto agiliza y optimiza las tareas contables, y contribuye a la recopilación de datos que pueden resultar útiles a corto, medio o largo plazo.

Por último, los servicios contables también pueden presupuestarse por un trabajo puntual determinado, y aquí la tarifa puede variar según la complejidad y el tipo de trabajo. La mayoría de profesionales del sector cuenta con una tabla de precios fijados que permiten consultar sin problema. Por ello, puede ser útil analizar por separado el coste de cada uno de los servicios contables más habituales.

Asientos contables

Una de las actividades más habituales de los y las contabilistas son los asientos contables. Estos consisten en un conjunto de anotaciones que registran diariamente los movimientos económicos de una empresa, es decir, las entradas y las salidas de dinero, las transacciones o cualquier cambio interno que modifique el patrimonio de la empresa, junto con información relevante, como la fecha, las cuentas que intervienen, los importes y, en ocasiones, una breve descripción de la operación.

Existen diferentes tipos de asientos según lo que sea necesario. Los asientos de apertura, por ejemplo, registran al inicio de un ejercicio cuál es la situación económica de la empresa, y se oponen a los de cierre, en los que se cierran todas las cuentas en ejercicio. Por otro lado, los asientos operativos del ejercicio son muy utilizados porque son aquellos que recogen cronológicamente todas las operaciones realizadas a lo largo de un ejercicio, mientras que los asientos de ajuste son útiles porque permiten incorporar operaciones pendientes o distorsiones que se han ido detectando.

No obstante, la realización de asientos contables no suele cobrarse según el tipo de asientos, sino según la cantidad, la cual probablemente guarde relación con el tamaño de la empresa. De forma orientativa, es posible decir que para empresas que requieran menos de 50 asientos mensuales la tarifa puede partir de los 100 € y puede llegar hasta 250 € si se requieren más de 200 asientos mensuales. Lo usual es que estas tarifas incluyan la gestión de la contabilidad, evidentemente, pero también la presentación de impuestos, un archivo de la documentación y la atención de requerimientos en la administración correspondiente.

Este mismo servicio para trabajadores autónomos y trabajadoras autónomas suele tener un coste más bajo. De forma orientativa, si se requieren menos de 50 asientos al mes, la tarifa oscila entre 50 y 60 euros mensuales, hasta 100 entre 80 y 90 €/mes, hasta 150 asientos asciende entre 100 y 120 €/mes, y de 150 a 200 asientos oscila entre 120 y 150 €/mes.

Cuentas anuales

Las sociedades anónimas, de responsabilidad limitada y los fondos de pensiones, entre otras, son empresas obligadas a presentar las cuentas anuales en el Registro Mercantil. Se trata de documentos que recopilan la situación financiera de una empresa durante el último año de actividad. Suelen incluir un balance de situación, los cambios en el patrimonio neto, la cuenta de pérdidas y ganancias, y la memoria, por lo que son documentos relevantes para todas las personas que tengan relaciones de cualquier tipo con la empresa y deseen conocer su situación financiera.

Como la elaboración de las cuentas anuales debe realizarse cada 12 meses, su tarifa también es anual. Tiene un coste que puede oscilar entre los 150 € y los 250 € según las dimensiones de la empresa, pero a esta cifra hay que sumarle aproximadamente 75 € de costes registrales y notariales.

Constitución de sociedades

Para constituir una sociedad, ya sea anónima, limitada, cooperativa o profesional, además de ciertos requisitos como una inversión inicial, el consentimiento de los miembros y un proyecto de empresa, es necesario inscribirla en el Registro Mercantil y en escritura pública de constitución. Los y las profesionales de la contabilidad suelen encargarse de estas tareas, además de los trámites notariales y la solicitud del CIF provisional y definitivo. En total, estos servicios pueden tener un coste aproximado de 150 €, pero esta cifra no considera los costes registrales y notariales, que pueden ascender a 300 €, aproximadamente.

En muchos casos pueden proponerte algún descuento o incluso ofrecer gratuitamente los servicios de constitución de sociedad si esta va acompañada de una contratación de los servicios de contabilidad de la empresa durante un periodo determinado. Por lo tanto, asegúrate de preguntar si tienes la intención de que el o la contabilista a cargo de la constitución de sociedad continúe trabajando para tu empresa.

Contratos laborales

Si tu intención es contratar servicios de contabilidad para tratar los asuntos relacionados con los contratos de empleados y empleadas, debes tener en cuenta que esto incluye un gran número de tareas. Por lo general, implica la realización y la presentación de contratos, altas, bajas y modificaciones en los contratos, la gestión de nóminas, finiquitos, el seguimiento de incapacidades temporales y accidentes de trabajo, la atención de requerimientos de la seguridad social, y la resolución de dudas del ámbito laboral respecto a asuntos tales como vacaciones, costes laborales o subidas de salarios.

Si bien el coste de estos servicios puede variar según la cantidad de tareas que comprenda, lo usual es que se cobre alrededor de 10 o 15 € por nómina, otros 10 € por cada modificación y entre 30 y 50 € por un finiquito. Muchas veces, el valor de las consultas relacionadas con temas laborales es relativo a la cantidad de servicios que el o la contabilista está prestando a la empresa, ya que por lo general ofrecen algunas consultas de manera gratuita por el valor de la contratación, pero pueden cobrarlas aparte en algunos casos, especialmente si requieres gran cantidad de consultas por algún incidente en particular. 

Declaraciones de renta

Otro trabajo que realizan muy a menudo los y las contabilistas son declaraciones de rentas. Estas pueden tener distintos grados de dificultad, por lo que no tienen tarifas fijas, sino que su coste puede oscilar entre los 30 € y los 100 €. Generalmente, los precios más altos implican que la empresa o la persona autónoma tuvo pérdidas o ganancias patrimoniales, o intervinieron otros factores que exceden los rendimientos del trabajo y de la hipoteca o alquiler, mucho más habituales en las declaraciones de rentas.

Personas autónomas

Si trabajas de forma autónoma y necesitas llevar los libros contables, tener un archivo de la documentación, hacer la presentación de impuestos y atender los requerimientos en la administración correspondiente, también puede que necesites servicios contables profesionales. Si bien hay algunas personas que prefieren administrar sus propias finanzas de manera autónoma, lo cierto es que esto puede llevar muchas horas de trabajo si tienes que averiguar cómo se llevan los libros, qué modelos de impuestos son necesarios o en qué fechas hay que presentar cada informe.

Un o una contabilista podrá encargarse de todo este trabajo por un precio que no suele ser muy alto para las personas autónomas: la tarifa mínima mensual parte de los 60 € y puede llegar a 150 € en algunos casos. Aunque incluyen otros servicios, los precios de contratación varían principalmente según la cantidad de asientos. Para que puedas hacerte una idea, pagarás la tarifa mínima si requieres 50 asientos o menos, y solo tendrás que pagar 150 € si requieres más de 200 asientos.  

Formación y experiencia

Además de todo lo mencionado, el coste de contratación de los servicios contables también puede variar según factores como la formación y experiencia de los o las profesionales. En primer lugar, es relevante mencionar que en España es necesaria una certificación para gestionar la contabilidad de individuos y de empresas. Existen diferentes grados de formación en esta área, que van desde cursos a grados y másteres universitarios, pero la Asociación Española de Contabilidad y Administración de Empresas (AECA) ha creado la acreditación específica de Experto Contable Acreditado (ECA) con el objetivo de formalizar y reconocer la capacitación técnica de los y las profesionales de la contabilidad en el país.

En segundo lugar, si bien los y las contabilistas deben tener la titulación correspondiente para ejercer actividades contables, ello no implica que todas las personas tengan exactamente la misma formación. Lo cierto es que no tiene el mismo reconocimiento una persona con un título de grado que con un máster, y generalmente las universidades de procedencia de los y las profesionales también implican diferentes niveles de prestigio. Además, a la formación académica se le debe sumar la experiencia laboral, especialmente si el o la contabilista se ha especializado en un área o ha trabajado anteriormente en el sector que te interesa. Todo ello puede influir en el momento de presentar un presupuesto, y es muy probable que profesionales con mayor cualificación o experiencia presenten tarifas más elevadas.

Urgencia

Si bien no suele tenerse en cuenta esta variable, la urgencia con la que solicites el trabajo puede provocar variaciones en el coste final del servicio. Esto puede ocurrir principalmente cuando se notifica a los o las contabilistas con poco tiempo de anticipación y los proyectos solicitados tienen un plazo de finalización definido que acota el plazo disponible para su realización. Dependiendo de la complejidad del trabajo y el periodo del que se disponga para su entrega, puede ser necesario destinar un mayor número de horas o incluso la intervención de más profesionales para cumplir con los plazos.

Por ello, es importante que contactes a los o las contabilistas con tiempo, especialmente si lo que necesitas es una declaración de rentas, por ejemplo, o alguna de las actividades que se realiza en la misma época en todo el país. Por lo general, en esos momentos puntuales los y las profesionales de contabilidad tienen muchas ocupaciones y es probable que no puedan tomar el trabajo o que lo tomen con un coste adicional por las complicaciones que conlleva.

Beneficios

Contratar a contabilistas para que lleven tus finanzas es una excelente idea por varias razones.

1. En primer lugar, si estás comenzando una empresa o tienes un proyecto de negocios, así como si estás empezando a trabajar de forma autónoma, puede que tengas muchas dudas o que hayas escuchado informaciones distintas sobre cómo tienes que proceder. Una persona con conocimientos contables podrá asesorarte apropiadamente acerca de los primeros pasos. Además, los y las profesionales de la contabilidad están necesariamente al día con la legislación contable y tienen información actualizada respecto a las nuevas leyes y su aplicación práctica, de modo que conocen sus implicancias y limitaciones en los distintos casos particulares.

2. En segundo lugar, al tener a alguien que se encargue de tus finanzas te aseguras de estar al día con las facturas, recibos y declaraciones. Esto implica tener una empresa más organizada y ordenada, pero también puede representar un ahorro considerable, ya que al presentar toda la documentación en los plazos pertinentes es posible maximizar las desgravaciones. Al mismo tiempo, la asesoría profesional también puede brindarte acceso a ayudas y subvenciones de las que no tenías conocimiento, ya que los y las contabilistas suelen estar al tanto de este tipo de convocatorias que pueden ayudarte a mejorar tu economía.

3. Contratar a un o una contabilista también te ahorra mucho en horas de trabajo. Lo que implicaría grandes preocupaciones y considerable tiempo de aprendizaje para ti, es algo que puede resolverse rápida y sencillamente para una persona entendida en el tema, por lo que es una forma de optimizar tu tiempo y dinero.

4. Recuerda también que toda la información o documentación que compartas con profesionales contables será tratada con la confidencialidad propia del secreto profesional. Esto significa que puedes consultar con absoluta libertad cualquier asunto del pasado o presente de tu empresa.

5. Por último, los asesores y asesoras contables pueden ayudarte en la elaboración de estrategias y planes de negocios para aprovechar mejor los recursos de tu empresa y administrar las finanzas de un modo que sea apropiado según su tamaño y sus características. Por lo tanto, contratar profesionales competentes y bien cualificados puede ser una forma de invertir bien tu dinero.

¿Buscas contabilidad para tu próximo proyecto?
Ahora que tienes una idea de los precios, ¡vamos a encontrar profesionales cerca de ti!

¿Cómo sabemos estos precios?
Todos los años, miles de personas buscan profesionales en Zaask para sus proyectos. Monitorizamos los presupuestos de los profesionales y compartimos esa información contigo.
25k Proyectos mensuales
+400k Presupuestos presentados
15k Profesionales que han dado presupuestos